El 20 aniversario de la cinta más gamberra y genial de Quentin Tarantino y Robert Rodríguez es la gloriosa excusa para que la película ‘Abierto hasta el amanecer’ vuelva a los cines (o al menos a unos pocos cines selectos de Estados Unidos). Esto último, un evento que los grandes Quentin Tarantino y Robert Rodríguez han presentado por todo lo alto.

Así pues, y porque en PizzaCinema sentimos pasión por el cine de Tarantino y Rodríguez, queremos repasar el clásico de los noventa.

Aviso desde el principio: público impresionable y sensiblero absténganse de pasar al “Titty Twister”. Y por supuesto, eviten cruzarse en la medida de lo posible con Seth y Richard Gecko. ¿Cómo los reconocerán? Porque van armados, cabreados y posiblemente salpicados de sangre. Aquellos incautos que opten por ignorar mis advertencias, pasen y sobrevivan al bar más sanguinario y atroz de todos los tiempos. Recuerden, permanece Abierto hasta el amanecer.

Quentin Tarantino, George Clooney y Salma Hayek en "Abierto hasta el amanecer"
Quentin Tarantino, George Clooney y Salma Hayek en “Abierto hasta el amanecer”

Dirige Robert Rodríguez y escribe Quentin Tarantino: no necesito más para recomendar esta fantástica cinta. Así que, ya ven… sobran los motivos. Fin del  post. Oh, vamos, ¿a quién pretendo engañar?: no me resisto a dar algunas de las razones por las que Abierto hasta el amanecer merece un huequito de honor en mi colección de dvdS. Mientras tanto, vigilen puertas y ventanas porque nadie estará a salvo hasta que salga el sol.

1
2
3
4
5
Compartir
Artículo anteriorLas peores frases que puedes decirle a un Potterhead
Artículo siguiente¿Quién es quién en ‘Harry Potter’?
Mientras me tomaba un café en Central Perk decidí seguir los pasos de Superman y ser periodista (la otra opción era dedicarme a salvar el mundo, pero eso no deja mucho tiempo libre para ver películas). Un día, buscando Hogwarts, se me hizo tarde y acabé en el Jack Rabbit Slim´s. Intenté hacer un plano secuencia del lugar, en plan 'Uno de los nuestros', pero me acordé de que ya lo habían hecho. No me pasarían estas cosas si tuviera una Tardis o una máquina del tiempo. Aunque si tuviera que elegir un medio de transporte escogería el DeLorean de McFly (llamadme clásica). Salvo que quisiera conquistar el mundo, ya que en ese caso me haría con la Estrella de la muerte. Quizá así por fin podría hacerme con uno de los fresisuís de 'Los Simpson'.

Deja un comentario